La luz en los juegos olímpicos de Tokio

El fuego es una fuente de luz con características sagradas a los largo de nuestra evolución, su generación y control está relacionado con nuestra seguridad y subsistencia. El fuego ha sido parte de celebraciones públicas desde las civilizaciones antiguas. En este año, la antorcha olímpica es uno de los símbolos más esperados y característicos de las olimpiadas. Se enciende en la ciudad griega de Olimpia y desde allí, se transporta durante 121 días hasta la sede de los Juegos a través de diversos relevos protagonizados por deportistas y figuras relacionadas con el deporte.


Desde la antigua Grecia, la antorcha olímpica simboliza el espíritu sagrado del fuego. En la mitología griega, representa el fuego que Prometeo robó a los dioses para liberar a los humanos, que simbolizaba el conocimiento y la razón.



Este 23 de julio, fecha de inicio de los Juegos, con la antorcha se encendió el pebetero olímpico que seguirá ardiendo hasta la clausura de las competiciones deportivas, este pebetero se transforma en uno de los componentes básicos de una escena visual: Juego de brillos.


El juego de brillos descrito por Richard Kelly, es un efecto luminoso que estimula el nervio óptico, después el cuerpo y al espíritu, es una luz para contemplar. Esta idea se aplica a los efectos de brillantez creados por fuentes de luz puntuales sobre materiales reflectantes o refractantes, en este caso el pebetero olímpico de Tokio, que generan un efecto en nuestra percepción de la luz a través de las emociones e impactando nuestras sensaciones.




La siguiente escena de luz en los juegos olímpicos es la "luz para mirar" o "focal glow", es luz que transmite información, luz que atrae la atención de las personas, una envolvente lumínica en nuestro campo visual, suave y uniforme, que produce imágenes planas y nos da la impresión de un espacio infinito, en las personas produce quietud y tranquilidad.



Una vez más podemos ver a la luz como protagonista para generar emociones y sensaciones. En esta ceremonia de inauguración la luz se convirtió en nuestra guía, atrajo nuestra mirada y nos proporcionó información del espacio donde se llevó a cabo este evento.

2 vistas0 comentarios